De verde…

Sin olvidar mis comienzos, pues no es el primer blog, ya otros me sucedieron, como aquel brillando… me dejo llevar en pensamientos que sinceramente me emocionan…

 

Vestida de verde, asomando ojos del mismo color, desde la barrera, pero implicada, sintiendo sus nervios, apreciando las decisiones que fusilan su cabeza, a la vez que mueve los dedos. A un ritmo fugaz, dejando escapar los grados de temperatura de aquella que respiraba por primera vez a la intemperie y que apenas pesaba el equivalente a tres manzanas reina. En aquella sala demasiado grande, con demasiadas miradas juzgando lo que es imposible juzgar, la maravilla de la técnica, el arte del sastre elevado a lo imposible… El apoyo de aquellos ojos azules y el compañerismo que nos une… Una tensión difícil de manejar, un tipo que mantener, una responsabilidad tan grande que de pequeña se pierde entre las sábanas de la incubadora, se esfuma y a penas se intuye…

El orgullo de verme a tu lado, el placer de ser ayudante de sastre… otro mundo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s